El Complot Mongol será novela gráfica

16/06/17
El Complot Mongol será novela gráfica

Es la primera adaptación de una novela negra a gráfica en México. (Foto: David Martínez)

Como parte del Festival de las Letras, este jueves se presentaron en el Centro Cultural Bella Época, los artistas visuales Ricardo Pélaez, Mauricio Montiel y Mauricio Matamoros, quienes presentaron la adaptación a novela gráfica de la primera novela negra en México: El Complot Mongol de Rafael Bernal.

Se prevé que el libro esté a la venta en Editorial Planeta y el Fondo de Cultura Económica (FCE) en tres semanas. 

Ricardo Pélaez, dibujante de la adaptación de la obra de Rafael Bernal, relató el proceso de tres años que llevó trasladar la novela a viñetas; el primer borrador e intento con la editorial Vid, sus primeros acercamientos al retoque digital, la adaptación literia hecha por Luis Humberto Crosthwaite y la dificultad de plasmar en dibujos las expresiones de los personajes asiáticos. 

También mencionó que su personaje favorito era "el Licenciado" y que le gustaba el lazo humano que se puede crear con "Filiberto". 

El dibujante también manifestó que hasta el momento la adaptación de El Complot Mongol es el trabajo más complejo e importante de su carrera. 

Mauricio Montiel expresó que la historia de Bernal es increíble por el espacio físico y temporal en que se desarrolla la trama: el barrio chino de la Ciudad de México, en tres días.

Agregó que es una novela políticamente incorrecta actualmente, pero interesante por la conspiración y corrupción que relata.

Durante la plática los tres invitados, moderados por Eduardo Matías, opinaron al respecto de la importancia que cobró la novela gráfica y en sí la ilustración como medio complementario de la literatura. 

Los tres coincideron en que los medios visuales como los cómics e historietas, eran valorados como una muleta para quienes no les gusta leer, sin embargo, con el tiempo esa perspectiva cambió y como ejemplo está la novela gráfica que complementa a la literatura en ciertos aspectos como los temporales o espaciales que ni siquiera el cine puede adaptar. 

 

 

/DMT